lunes, 21 de enero de 2013

Qué es el daltonismo y algunos problemas

Jorge Torregrosa y Tomás Alemañ, dos alumnos de la asignatura "Programación Hipermedia I" del Grado en Ingeniería Multimedia han realizado el vídeo Daltonismo: Problemas de accesibilidad, en el que explican qué es el daltonismo o ceguera al color, detallan los diferentes tipos de daltonismo que existe y muestran algunos ejemplos reales de páginas web con problemas que afectan a las personas con daltonismo.


Transcripción del audio:

Hola y  bienvenido al video Daltonismo y problemas de accesibilidad.

Este video forma parte de una colección, todos ellos relacionados con la accesibilidad web en general.

Ha sido realizado por Tomás Alemañ Baeza y Jorge Torregrosa LLoret. Ambos somos estudiantes de Grado en Ingeniería Multimedia, impartida en la universidad de Alicante.

Puede contactar con nosotros a través de nuestro correo electrónico.

Unas de las metas seguidas o que deberían de seguirse con más asiduidad, es poder expandir la web y llegar a cuantas más personas mejor. Hasta aquí todos estaremos de acuerdo. Pero, ¿Qué pasa si estas personas poseen dificultades para consumir los contenidos web? Recae sobre nosotros, los desarrolladores, la tarea de diseñar dichos contenidos para que sean de fácil acceso a todas las personas.

En este video abarcaremos las anomalías de la visión, en especial, las relacionadas con el daltonismo. Pero, ¿qué es el daltonismo?

Según la RAE, el daltonismo es el defecto de la vista, que consiste en no percibir determinados colores o en confundir algunos de los que se perciben.

En la Wikipedia podemos encontrar más información al respecto para ampliar conocimientos.

¿Confusión en los colores? Sí, ¿pero de qué tipo de defecto específico estamos hablando?

Antes de continuar, hare una breve explicación muy genérica sobre la composición de la retina en un ojo humano. Esta posee una serie de células foto receptoras, los bastones, encargados de percibir el contraste; y los conos que se encargan de que podamos distinguir los colores. Existen tres tipos de conos,  cada uno sensible a un tipo de luz, roja, verde o azul.

Continuando con  el daltonismo, existen varios tipos, dependiendo de dónde y en qué grado se establezca el defecto de visión. Tenemos el daltonismo acromático, dicromático y tricromático anómalo.

Ahora, vemos como una persona normal visualizaría esta imagen. Dicha persona puede apreciar toda la gama de colores.

A su vez, una persona con daltonismo acromático tendría imposibilidad de visualizar dicha gama.

Dentro del daltonismo, existe otro tipo llamado daltonismo dicromático, en el que las personas que lo padeces sufren defectos en un tipo de cono.

Dentro de este tipo, existe un subtipo llamado protanopía, que es la imposibilidad de visualizar la luz roja.

La deuteranopía, que es la imposibilidad de visualizar la luz verde.

Y la tritanopía que es la dificultad, o mejor dicho, la imposibilidad de visualizar la luz azul.

Existe también otro tipo de daltonismo, el tricromático anómalo, que es el más común en la población. También tiene tres subtipos.

El primero de ellos es la protanomalía, que es la dificultad para visualizar el color rojo. La Deuteranomalía, que es la dificultad para visualizar la luz verde y la tritanomalía que es la dificultad para percibir el color azul.

Ahora hablaremos del daltonismo en la web. Hay que añadir que normalmente  los problemas derivados en este campo no suelen ser demasiado graves. Pero claro, ¡esto no significa que no existan!

Ahora vamos a ver una serie de pautas a seguir para intentar minimizar los problemas que la gente con defectos en la visión tengan al navegar.

Existen una serie de pautas de accesibilidad web que el organismo del W3C recomienda seguir.

En la recomendación 1.0, se nos indica que nos aseguremos de que los textos y gráficos son comprensibles cuando se vean sin color. Esto implica que tengamos especial cuidado a la hora de diseñar y que tanto imágenes como textos contengan suficientes contraste para permitir su distinción en entornos monocromáticos.

Si no se siguiera esta pauta, los usuarios con problemas graves de distinción de colores  o aquellos con monitores que no admitan estos, tendrían serias dificultades para visualizar correctamente nuestra web.

La siguiente revisión de las pautas de accesibilidad, la 2.0, nos indica que no debemos utilizar el color como único medio para transmitir información, sino que debe ser un apoyo para resaltar dicha información.

A continuación veremos  una serie de problemas comunes que suelen aparecen al no tener en cuenta dichas pautas.

No debemos utilizar el color como único medio informativo. Vemos como en los formularios web, tenemos que añadir información textual que se verá apoyada del uso del color, pero nunca dejar al color como único responsable.

Este es un ejemplo del mismo tipo que el anterior. Vemos unas imágenes que muestran información de bolsa. En la primera, la información se muestra codificada con colores y acompañada de una flecha que nos indica si el valor ha aumentado o disminuido. En la segunda imagen vemos como, a parte de tener también esta codificación de colores y las imágenes de las flechas, también se acompaña el signo del valor.

En el siguiente caso, vemos como una mala elección de la gama de colores, puede ocasionar una navegación bastante tediosa para los usuarios con deficiencias visuales. Puesto que los elementos de navegación son de importancia crítica en una aplicación web, debemos de pensar con detenimiento su diseño, con el fin de evitar estos problemas. Elegir colores contrastados y que no generen confusión para usuarios daltónicos es el camino a seguir.

En el siguiente ejemplo, observamos como en la página de una empresa de transporte público, se muestran mediante un callejero las diferentes rutas.

Hasta aquí todo perfecto. Pero, ¿y si una persona con una deficiencia visual grave quisiera visualizar las rutas? Pues nos encontraríamos frente a un mapa monocromático donde no se distinguen para nada las rutas. Muchas de ellas se entremezclan y hacen imposible o casi su seguimiento.

Y ya como último ejemplo, vemos la generación de gráficas. Una gráfica puede ser un importante apoyo para difundir una información. Pero es un arma de doble filo. Si no ponemos la suficiente atención en su diseño y en su gama de colores, podemos encontrarnos frente a gráficas ambiguas.

Vemos que un daltónico visualizaría varias barras con el mismo color y no sabría distinguir en la leyenda, a que datos se refiere.

Para subsanar estos problemas, podemos o bien cambiar la disposición y la estructura de la gráfica o dotar a las barras y leyendas con patrones que las diferencien por contraste.

Existen multitud de herramientas para ayudarnos a diseñar teniendo en cuenta a las personas con alguna deficiencia visual. Irían desde ruedas de color a filtros en tiempo real que simulan como visualizaría una persona daltónica cierta web.

Y aquí daríamos por finalizado este video que nos consciencia un poco sobre la situación de muchas personas daltónicas.

Muchas gracias por su atención.

4 comentarios:

Oscar Ballabriga dijo...

soy presidente de la asociación de daltónicos daltónicos no anónimos. Nos gustaría que felicitarles por su trabajo y pedirles autorización para introducir su entrada en nuestro blog mencionando la fuente.

La web de la asociación es www.asdna.org.

Gracias por su dedicación.

Responder

Sergio Luján Mora dijo...

Hola Óscar, sí, podéis utilizar la entrada y el vídeo siempre que se cite la fuente original.

Un saludo.

Miguel Duque dijo...

Saludos Sergio, excelente información relacionada con el Daltonismo, me encuentro realizando una investigación sobre este tema, soy de Ecuador y me gustaria conocer más cosas respecto a este tema, igual para Oscar Ballabriga quisiera contactar contigo para saber mas del tema, gracias a los dos y sigan con su trabajo...

Sergio Luján Mora dijo...

Hola Miguel.

Escríbeme a mi correo y hablamos, el próximo año estaré en Ecuador.

Un saludo.